búsqueda

  • Copia del Libro de las Sentencias de Nuestra Señora: descubierto en el monte Valparaíso de Granada en 4 de septiembre de 1597

PVP: 15.000€
Año: 1630
Autor: Centurión y Córdova, Adán
Nº de páginas: 20 hojas.
Tamaño: 305 x 215 mm.
Encuadernación: Plena piel de época.

El autor del presente manuscrito fue Adán Centurión y Córdova. III Marqués de Estepa . Málaga, 12.VIII.1582 – Estepa (Sevilla), 5.IV.1658 quien fue el principal defensor de los plomos y reliquias del Sacromonte
(Granada), mecenas, erudito y coleccionista anticuario.

En 1588, en las obras de construcción de la catedral de Granada apareció un cofre con reliquias cristianas y un pergamino que hablaba de un santo hasta entonces desconocido llamado San Cecilio cuyos restos podrían estar en el Sacromonte. Años después, entre 1595 y 1599, aparecieron en la zona señalada reliquias y los llamados Libros Plúmbeos.

Adán Centurión y Córdova debe su fama fundamentalmente a sus trabajos en defensa de la autenticidad de los libros plúmbeos del Sacromonte, textos supuestamente evangélicos, grabados sobre unas pequeñas planchas de plomo, redactados en árabe mediante un alfabeto llamado “salomónico”. Desde 1627, el marqués, que concebía el tema como uno de los episodios decisivos de la historia nacional, se convierte en el abanderado más decidido de la causa sacromontana.

Intervino en la Corte para movilizar la “pía afiçión” a favor de los textos y redactó memoriales reivindicativos para alejar a la Inquisición del asunto. Asimismo, escribió una Información para la historia del Sacromonte (Granada, 1632).

El III marqués también auspició, al menos, tres traducciones de los plomos del Sacromonte. En 1630, poco antes de que los originales iniciaran un largo viaje hacia Roma, transcribió y tradujo al castellano todo el corpus sacromontano, trabajo que en 1643 se presentó al papa Urbano VIII —manuscrito 10503 BNE, entre otras copias—. En 1645 completó una versión latina de los dos primeros libros del conjunto (De fundamento Ecclesiae y De essentia Dei), tratados con amplias paráfrasis y notas gramaticales a cada palabra.

Para desarrollar esta ingente labor de traducción y exégesis documental, el marqués se rodeó de un grupo de eruditos que participaron en las versiones y comentarios de los libros plúmbeos: el licenciado Sergio Maronita, “Sacerdote del Monte Líbano nacido en el Oriente”, quien colaboró en las traducciones de 1630; Juan Bautista Centurión, intérprete de “idioma árave occidental” adoptado por el marqués, que vivía en Estepa con su familia y participó en todos los trabajos sacromontanos del Adán Centurión Córdova; Martín Vázquez Siruela, antiguo canónigo del Sacromonte, anticuario y uno de los primeros comentaristas de la poesía de Góngora, se desplazó en varias ocasiones a Estepa para visitar y trabajar con el marqués (1648-1651 y 1656-1657).

El presente manuscrito se trata de la transcripción del Libro de las Sentencias de nuestra Señora, que fue descubierto en 1597, y transcrito por el Marqués de Estepa en 1630. Está bellamente caligrafiado en letra salomónica árabe con la correspondencia numérica que le otorgó Adán Centurión para su traducción. El manuscrito reproduce el libro plúmbeo número XII con su texto y con su representación gráfica. El contenido de esta obra de carácter filosófico – religioso otorga un papel importante a la Virgen María en un intento de sintetizar las doctrinas cristiana y musulmana. Esta obra ha sido estudiada por distintos eruditos e historiadores españoles a través de los siglos, en el siglo XX conocemos los trabajos de Don Julio Caro Baroja sobre el tema, en el libro “Las falsificaciones de la historia” publicado en 1991 por Seix Barral.

Es por tanto uno de los escasos ejemplares que sobrevivieron a los avatares de la historia y más particularmente a los de la Inquisición.

Encuadernado en plena piel con dorados en ambos planos que reproducen entre otros unos medallones con los signos salomónicos. Cortes dorados y cierres de lacería. Guardado en caja.